Desde hace ya unas semanas, el departamento de Calidad junto con el de marketing se están reunión con la empresa ATM NATURA por un nuevo comité de RSC.

Uno de los nuevos objetivos para hacer frente a la contaminación, es calcular la huella de carbono de la empresa y desarrollar futuras acciones para reducirla o compensarla.

Pero vamos a definir más concretamente a qué nos referimos con la huella de carbono. Esto nace como una medida de cuantificar y generar un indicador del impacto que una actividad o proceso tiene sobre el cambio climático, más allá de los grandes emisores. Es el conjunto de emisiones de gases de efecto invernadero producidas, directa o indirectamente, por personas, organizaciones, productos, evento o regiones geográficas, en términos de CO2 equivalentes y sirve como herramienta de gestión para conocer las acciones que están contribuyendo a aumentar nuestras emisiones.

Una vez sepamos la cantidad de CO2 que emitimos, realizaremos acciones para compensarla o disminuir esta cantidad.

Somos una empresa con voluntad de formar parte de una sociedad que cada día sea mejor para las personas y el medio ambiente, por lo que creemos en la necesidad de participar en iniciativas que permitan conseguir ese objetivo.