El ritmo de vida desenfrenado que vivimos actualmente, hace que tengamos muy poco tiempo en general y cuando tenemos unos minutos para nosotros lo que queremos es descansar y nos olvidamos de una parte importante, la alimentación

 

Pero no tiene que estar reñido el comer sano con lograr cumplir tus responsabilidades del día a día. Desde hace tiempo, ha entrado una nueva tendencia llamada BATCH COOKING. Consiste en reservar unas horas del fin de semana para cocinar y poder tener comida saludable preparada para toda la semana.  

 

Uno de los mayores beneficios que tiene es que nos acerca a la comida casera, nos hace tener una relación amigable con la cocina y nos mantiene a distancia de fast food y ultraprocesados que no son nada buenos para el cuerpo. 

 

El secreto para comer sano con el método Batch Cooking es la organización de tu menú semanal. Dedicando un par de horas a la semana para hacerlo, un domingo por la tarde, o una tarde entre semana que tengas más libre. Sería suficiente para organizar las comidas, prepararlas, guardarlas o congelarlas e ir directo al grano a la hora de la comida y cena cuando no tengas tiempo suficiente para cocinar. 

 

Aparte del ahorro del tiempo también hay ventajas en el ahorro energético, ahorro del dinero ya que compramos lo que vamos a cocinar y sobre todo es bueno para consumir alimentos de temporada. 

 

Tendremos que tener algún aspecto en cuenta como la conservación. Se pueden incluir comidas que duren al menos cinco días refrigerados o conservarlas al vacío. Es recomendable utilizar ingredientes que se puedan usar en más de un plato. Hacer la compra el mismo día que se va a cocinar y tener unos envases adecuados para guardar las preparaciones. 

 

Ahora ya no tenemos excusas para tener una alimentación sana sabiendo que con este método se puede mantener una organización adecuada y además nos permite aprovechar el poquito tiempo que tenemos libre día a día para disfrutarlo en nosotros mismos o con los más allegados.