Como ya es tradición, la semana pasada hicimos una donación al ayuntamiento de Almenara, localidad de la provincia de Castellón, donde tenemos una de nuestras sedes.

El ayuntamiento ayuda a sus vecinos comprando comida y repartiéndosela a las familias sin recursos y que haya niños/as. Además los alimentos se reparten una unidad de cada por niño/a que haya en la familia.

Esta vez se compraron cereales de chocolate y miel, galletas y queso, además de diferentes regales diferenciados por edades. Estos regalos se compraron en tiendas del mismo pueblo para así ayudar a la venta del pequeño comercio y ayudar a la economía del pueblo.

Los niños de uno hasta cinco años se les compró unos vasitos apilables en la tienda Caprichos. Para los que tienen entre seis y nueve años se les entregó un pack de 24 acuarelas junto con un blog de dibujo y un paquete de chocolates sin gluten. Seguidamente, los más mayores, de entre diez y trece años, se les proporcionó unas carpetas con anillas, recambios de folios en blanco y separadores, con un pack de bolígrafos y lápices para que puedan seguir con sus estudios.

Para nosotros es muy importante el cuidado y la evolución del pueblo donde comenzamos a crear historia, por ello siempre intentamos dar apoyo al ayuntamiento y más en estas fechas tan señaladas.